Una opción de acero a pesar de Bolsonaro

Una opción de acero a pesar de Bolsonaro

ROCCA PLANTEA MEJORAS AL MERCOSUR
El CEO de Techint dijo que el mundo globalizado está en jaque y que la `regionalización` es una oportunidad en medio de las disputas entre China y Estados Unidos. REDACCIÓN DE EL LITORAL economia@ellitoral.com Télam

El presidente y CEO del Grupo Techint, Paolo Rocca, manifestó la necesidad de que el Mercosur se convierta en un acuerdo regional más amplio, al participar en la ciudad de Buenos Aires del 60° Congreso de la Asociación Latinoamericana del Acero (Alacero). Fundada en 1959, la entidad está integrada por 40 empresas de 12 países de América Latina, cuya producción es cercana a los 70 millones de toneladas anuales.

El empresario sostuvo que las medidas comerciales que en los últimos años los Estados Unidos aplicó a China determinaron la aparición de un `mundo menos globalizado` y que pone de manifiesto un `cambio de ciclo`.

`Este cambio de un mundo muy abierto a un mundo menos globalizado a dimensiones regionales, lleva a pensar que el Mercosur puede ser también el principio de un acuerdo regional más amplio y también -dentro de una dimensión regionalesta industria puede encontrar una vida distinta, un camino de crecimiento, un camino de valoración de lo que estamos haciendo`, recalcó Rocca.

Aseveró que `este ciclo adverso ha llegado a un punto de cambio y de transformación, en el que tenemos que trabajar entre todos`, debido a que `hoy tenemos una oportunidad muy grande de volver a plantear en nuestros países políticas económicas inspiradas en la promoción industrial, la creación de empleos de calidad y la creación de nivel de desarrollos en nuestros continentes`.

Ante un auditorio de más de medio millar de personas, en el que estaban presentes los principales directivos de las siderúrgicas de la región, el CEO de Techint dijo que en la última década el sector se vio afectado por un `exceso en la capacidad de producción mundial` que fue amplificado por el crecimiento extraordinario de China, a lo que se sumó además un magro desempeño de la economía latinoamericana y un proceso de desindustrialización en los países de la región.

`Hoy tenemos una oportunidad muy grande de volver a plantear en nuestros países políticas económicas inspiradas en la promoción industrial, la creación de empleos de calidad, la creación de nivel de desarrollos en nuestros continentes`, agregó.

`Las empresas norteamericanas están repensando sus decisiones de inversión en función también de las tensiones geopolíticas, y están buscando cómo reorganizar su manera de mirar el mundo`.

`Esto puede permitir pensar un desarrollo más inclusivo, abierto a la promoción social, que pueda satisfacer la demanda de mayor igualdad de la sociedad en las que estamos instalados`, aseguró. `Nosotros estamos en un eje atlántico, el eje de las Américas y dentro de este mundo podemos crecer`. `En los últimos diez años, después de la crisis de 2008, la demanda de acero mundial creció 48 %, pero el valor de nuestras empresas cayó más de 60 %. Han sido años difíciles`. `BRAXIT` Parafraseando el `Brexit` (Salida del Reino Unido de la UE), en Alcero se habló de Braxit, la posibilidad de salida de Brasil del Mercosur, teniendo en cuenta las apetencias de Jair Bolsonaro de bajarse sobre todo de aranceles comunes. Murillo de Aragao, un politólogo brasileño y profesor de la Universidad de Columbia, dijo durante uno de los paneles de Alacero que la posibilidad tiene pocas chances de hacerse realidad. En el vecino país no son pocos los industriales que recelan del aperturismo que propone su presidente.

El Litoral Santa Fe 13/11/2019

2019-11-14T17:18:31-03:00